Moda para gordas

Hoy inauguro esta sección, que creo que puede ayudar a muchas mujeres, que cómo yo no utilizamos una 38.

Para mí es importantísimo ir a la última, marcar tendencia y sobre todo verme guapa y confiada con mi cuerpo.

Existe el mito que para disimular tu sobrepeso debes comprarte ropa ancha y holgada, nada más lejos de la realidad. Yo misma lo he comprobado, ropa entallada de tu talla, que estiliza tu figura. Te sientes atractiva y piensas que puedes con todo.

Las gordas lo tenemos difícil para encontrar trabajo, pero no imposible. El físico cuenta y mucho, pero nosotras tenemos una belleza especial. Ya quisieran las más delgadas que pasan hambre, poder disfrutar de una toña o fogaseta  de pascua.

Existen las delgadas por naturaleza, que por más que comen tienen un cuerpo envidiable; y las hay delgadas que literalmente se mueren de hambre, porque señores no nos engañemos que para perder peso hay que pasar hambre.A las que somos de buen comer y nos quitan la sal de la vida, es matarnos en vida.

No es que haga apología de la gordura, pero debo reconocer que estando gorda soy más feliz que antes, ya que no me privo, aunque tampoco me como una ballena entera, es algo intermedio, ni mucho ni poco ni chicha ni limoná.

Por eso, os paso algunas de mis marcas favoritas para comprarme ropa y no tener que gastar todo mi sueldo, porque la ropa de tallas grandes, en algunas marcas tiene precios desorbitados.

Mi marca de cabecera y de la que más ropa tengo, es PRIMARK (www.primark.com/es), que desde que llego en el año 2015 a mi vida, cada vez me he hecho más adicta. Su calidad ha aumentado y su modelaje muchísimo más. Más cerca de las últimas tendencias, y por supuesto a un precio de lo más económico.

 

Como por ejemplo este outfit: La cazadora verde militar estampado floral por sólo 15 €, el top fuxia de tela por sólo 8 €, el pantalón palazzo negro elástico 10 € y las zapas acabado champan 13 e€, todo: 46 €, lo que gastarías en una sola prenda en cualquier otra tienda.

Me encanta PRIMARK, porque allí no soy la talla más grande , gasto la 18 0 20 que corresponden a 46 0 48 españolas. Vamos que me siento una sílfide.(Mujer que es muy esbelta y muy bella)Tu tallaje llega hasta la 22 o 50, aunque sólo en alguna ocasión he visto esa talla.

Poder comprar ropa juvenil, que no de chiquilla, adaptada a mi cuerpo , eso, eso es lo mejor, si es que me emociono de pensarlo.

El primer outfit que publique en las redes fue en el #LOWFESTIVAL, allá por el verano 2015, y con un vestido de aliexpress, que fue una ganga, con unas copas de más, pero feliz de entrar a formar parte en las redes sociales; También os pongo la foto del outfit en condiciones normales, que no siempre una está de fiesta.

 

Lo dicho, hoy inauguramos la sección MODA PARA GORDAS, más en los próximos días ,estad atentas….

 

 

 

YO NO ESTABA PREPARADA PARA VALENCIA (2ª parte)

¿Por dónde nos habíamos quedado?, ahhhh!!!! ya me acuerdo, por mi amigo John, el irlandés con falda, llegaron todas las chicas y nos salimos a comernos la noche…. LO QUE PASA EN VALENCIA, “NO ” SE QUEDA EN VALENCIA.

Lo primero fue buscar un lugar para cenar, y caminando, caminando, llegamos al mercado central, y vimos un sitio muy cuqui(palabras textuales de Jessi), y allá que entramos….

Un lugar de lo más chic. Nos enteramos después de esperar 45 minutos(demasiado tiempo), que habían abierto hacía 3 días, que no hablaban bien español y que no podríamos comer una pizza hasta por lo menos 2 horas después.

Por cierto, nos cobraron 15 euros por 75 ml de una sangría premium, veáse la imagen y juzguen por ustedes mismos. Lo pongo en tamaño natural para que se vea todo lo que bebimos entre 5 personas.

FB_IMG_1491288449450

Tras esto, se nos bajo la moral a los pies, pero nuestros estómagos rugían como leones y era necesario llenar la panza. Como si de un oasis se tratará , al frente aparecieron una luces rojas y blancas con la palabra TELEPIZZA, y nuestros ojillos brillaron como si nos hubiera tocado la lotería (creo que eso lo que pasa con tus ojos, porque a mí sólo me ha tocado Mario).

Pedimos 4 pizzas medianas, nos parecía poco, en 15 minutos estaban en la mesa  y mirad nuestras caras:

Con la barriga llena, nos fuimos a buscar la juerga…

Primera parada : Ver una falla por fin y hacernos fotos como buenas turistas de pueblo

img_20170311_235717.jpg

y como no parábamos de reír fuimos a refrescarnos. Un mojito delicioso nos hizo sonreír y buscar un lugar para mover las caderas.

 

Cómo nos gusta la fiesta

Bailar una lambada con Bea, y creer que la has dejado embarazada, o le has roto una costilla, eso, eso no tiene precio.

Bailar haciendo la conga, ver el encuentro de la Virgen y Jesucristo, por parte de dos borrachos, eso se queda en tu retina y no se olvida.

 

Acabamos a las 03:00 de la mañana reventadas  y el Domingo queríamos aprovechar el día. De camino a nuestro

fábuloso Hostal, paramos en el restaurante que no nos dieron de comer y Jessi se inmortalizó en la puerta.

A las 03:00 llegamos a nuestros aposentos, hicimos poco ruido, la CASCABALES, ya nos había avisado, shhhhhhhhhhhhh

A las 09:00 en pie, a bajar rápidamente a desayunar y así aprovechar el día. Bea y yo que somos las más perillas, bajamos en pijama, y sin sujetador……. Increíble nadie nos mira, y eso que yo iba sin peinar. Otras se duchan y ya bajan dispuestas a la aventura.

Me encantan los relojes, para saber que pasa por el mundo cuando tú te acabas de levantar.

Y comenzamos la aventura, pasear por las calles de Valencia, para hacer tiempo hasta la mascletá. Y se cruza en nuestro camino el Palacio de Cervelló y no perdimos la oportunidad de ver lo que escondía. Vanesa quería trabajar allí, y probó las sillas. Y yo hice una visita guiada.

Tras la visita cultural salimos a la calle y casi se nos hizo la hora de ver la mascletá, así que nos encaminamos hacía el Ayuntamiento, con la mejor de nuestras sonrisas, eso siempre.

Para que Vane se sintiera arropada por su madre, no tuve otra opción que darle amor, véase el documento que adjunto:

Esperando la mascletá con cervecita se ve mejor,

Y después de las cervezas….

Ya empezaba a rugir el estómago , así que nos fuimos cerca de la catedral a buscar un sitio dónde comer, las más jovenzuelas optaron por MC Donalds, y Toñi y yo nos fuimos a buscar un lugar cuqui, y esta vez sí que lo encontramos.

Su nombre Creperie  Bretonne, os dejo su dirección de face, ya que es un lugar de 10 tenedores ¿eso existe? : https://www.facebook.com/Creperie.Bretonne.Annaick.Valencia/

Y allí nos hicimos fotos, ya que es un restaurante muy especial. Podías dejar tu firma en las paredes, en la mesa había papel y lápices de colores para niños y mayores, y un servicio bueno, aunque cómo en todos los sitios, hay camareros increíbles y otros auténticos petardos.

Comida deliciosa y a los postres no pudimos hacerle foto porque fue más el ansia que querer retratarlo.

Salimos sobre las 17:00 de la tarde y no nos apetecía volver al hotel, la juventud si que quería descansar pero nosotras nos dedicamos a callejear por Valencia. En la catedral nos encontramos a una  parejilla joven que ofrecía

No mucha gente se acercaba, si hubieran sido billetes de 500 €, hubiera habido cola. Aquí Toñi se lanzó a sus brazos y fue un gran momento .¿Cuando el hombre perdió la empátia con otros seres humanos y la alegría de compartir estos momentos?

Después entramos en una tienda de segunda mano, divina, me compré un turbante de pitonisa y un sombrero para el invierno,¡¡ cómo me gustan estos complementos!! quiero customizar un poco el sombrero, en cuanto lo tenga lo compartiré con vosotros.

Escuchamos tambores en la calle y preguntamos a un fallero, perdón festero, según me dijo el señor, que jarana se celebraba; nos dijo que había un pasacalles sobre patrimonios de la humanidad (fiestas) del mundo y allá que nos fuimos a buscar la juerga.  Y nos tropezamos con este bombón, guapo, ojos penetrantes y se nos cayó la baba…

Bueno sigamos con el desfile,

Lo cierto es que estos tipazos son únicos, jajaja mira algo de carne vimos al fin y al cabo.

Pero esto no era todo y pudimos disfrutar de carnavales del mundo, llenos de colorido y nada que ver con

los carnavales que conocemos.

Se nos hicieron las 20:00 , así que corriendo hacia el hotel a recoger al resto de las chicas, esto llega a su fin, y la verdad me da penilla recordar tantos momentos.

Angélica ha conseguido un trabajo en Mallorca, así que ya hemos pensado dónde iremos de fin de curso.

Las demás seguimos esperando nuestra gran oportunidad en el mundo laboral, eso sí es seguro, siempre, siempre, siempre nos quedará Valencia.

Y hasta aquí el post de esta semana, a la próxima más y mejor

 

YO NO ESTABA PREPARADA PARA… PIKOLINOS

PIKOLINOS, para mí es sinónimo de calidad, elegancia, moda y distinción.

Así que fue una maravilla poder visitar sus instalaciones de Pikokaizen en el polígono de Elche Parque Industrial.

El 17 de Marzo a las 10:00 comenzó la visita. Todas preparadas para conocer las instalaciones: una fábrica por dentro y los secretos de una marca.

Mariola Muñoz, Técnico de eventos del Grupo Pikolinos, nos guió en esta visita. He de decir sobre ella , es que una gran representante de la marca, simpática, profesional, accesible y sobre todo, amante de la marca.

 

Entrar en las instalaciones y ver una nave industrial, dedicada al calzado, limpia y ordenada, fue lo que más me impactó.

Normalmente una fábrica huele a productos químicos, en este caso, no olía.

Nos explicó Mariola,  que existen conductos para extraer los olores y que los tintes de las pieles tienen base acuosa, libre de disolventes para que no contaminen el medio ambiente.

Para que se entienda mejor el proceso os dejo un video de como se fabrican unos PIKOLINOS

Poder tocar la materia prima, los instrumentos de trabajo, nos acercaba un  poco más al proceso de fabricación. Te hacen sentir que la fabricación de un PIKOLINOS, es la creación de una obra de arte para tus pies.

PIKOLINOS,en poco más de 30 años, ha ido creciendo, paso a paso consiguiendo crear una empresa internacional.

El grupo Pikolinos, adquirió en el año 2007 la marca Martinelli, un referente en la moda española, sinónimo de elegancia y distinción. Existente desde el 1973, Pikolinos volvió a darle la importancia que se merecía en el mercado, y eso se nota en el cuidado de la fabricación del mismo.

Un objeto, que llamó mi atención en la fábrica, fueron las pantallas de producción, algo inusual en nuestra industria zapatera.

Aquí las opiniones del grupo, fueron de los más diversas. Desde que era genial para la motivación al trabajador, hasta que esto era considerado una forma de esclavitud. No tuvimos la oportunidad de preguntarles al personal, pero es algo que creó gran controversia en el grupo.

La visita a la fábrica acababa ,pero ahora Mariola nos hablaría de la distribución(en su tienda PIKOLINOS) y el museo que existe en la propia tienda dedicado al mundo del calzado.

La entrada es de lo más espectacular, una figura del modelo clásico de pikolinos, sandalia trenzada que nunca pasa de moda(ROMANA), y un pequeño árbol que recuerda a los bonsais japoneses.

Un espacio en el cuál disfrutar del calzado. Poder sentarse en ese sofá , fabricado por las pieles PIES CUADRADOS, una delicia que te transporta a un lugar dónde comprar es lo de menos.

No pude contenerme y tuve que grabar la sensación de pasear por esta tienda PIKOLINOS

Y para los que necesitan más tiempo para decidirse, estaba el espacio relax, una cafetería con inspiración cosmopolita, y una vistas espectaculares a la piscina de bolas, las preferidas de los más pequeños.

Para que se puedan adquirir unos PIKOLINOS, sin tener que estar pendiente de los niños. Sólo les faltaba el monitor, y ya sería increíble. Lo pediré en la hoja de sugerencias la próxima vez que vaya.

Y para el final, Mariola nos reservó el plato fuerte de la tienda, su MUSEO. Una visita por la historia de la industria del calzado ilicitano, desde el punto de vista de un trabajador, como JUAN PERÁN. Cada una de las estancias, se notaba que estaba hecha con dedicación y cariño.Te transportan a otra época, al nacimiento del calzado en nuestra ciudad. Fábricas pequeñas, familiares, totalmente diferente a lo que hemos visto en PIKOKAIZEN.

Tener en el museo una oficina de los 80’s, eso no tiene precio, es un viaje al pasado, en el cuál a algunas de nosotras nos recuerdó nuestros primeros trabajos. Máquina de escribir, archivadores de metal, rejuvener 20 años de golpe.

Y siguiendo con el viaje al pasado entramos en una tienda de barrio,

En el museo pudimos encontrar, panales con fotografías de sus empleados: en acciones colaborativas, a la hora de la siesta, displays de antiguas campañas publicitarias, y hasta un tunel del tiempo en el cuál se explica la historia de PIKOLINOS, a través de unos paneles que ibamos atravesando. Una aventura en toda regla.

Un detalle que nos llamó muchisímo la atención , sobre todo a mí, es que Mariola era una abanderada de la marca MARTINELLI, y en sus pies lucía un par de ellos, clásicos, elegantes e indispensables en el armario de cualquier mujer de hoy.

 

Como no, nosotros tan  fans de las fotos de grupo, nos hicimos dos instantáneas de lujo

 

Hasta aquí, nuestra maravillosa visita a PIKOKAIZEN, pero el futuro nos tenía reservada una sorpresa y esa misma semana en la calle nos encontramos con JUAN PERÁN, que accedió  con una gran sonrisa a hacerse un retato con nosotr@s.

Y hasta aquí el post de la semana, espero que os guste y nos vemos a la próxima